Recupera tu Figura después del Embarazo.

julio 30, 2009 por  
Archivado Bajo Posparto

Una vez que ha nacido tu bebé te veras inmersa en  toda clase de consejos provenientes de familiares y amigos sobre esta nueva etapa de la vida. Estas recomendaciones abarcan todo tipo de temas: desde cómo bañar, cargar, dormir y alimentar al recién nacido hasta ¡métodos para recuperar tu figura. Nadie duda que estas personas tienen las mejores intenciones sin embargo la mayoría de la veces estos consejos derivan de la experiencia propia y pueden no ser utiles para todas las personas. Si bien nada pierdes escuchando la sabiduría popular, tu salud y alimentación durante los primeros meses del bebé también le afectan a él, por ello es mejor siempre referirse a lo que tu pediatra o ginecólogo te indiquen.

En México existen inumerables consejos para las mujeres que acaban de dar a luz, revisaremos dos de los más comunes: fajarse y untarse preparaciones caseras que te prometen regresarte a tu talla de antes del embarazo cuanto antes.

Utilizar Fajas.

En México es común que las mujeres utilicen una faja después del parto con la intención de recuperar su figura lo más pronto posible.  En el caso de las mujeres que han pasado por una cesárea, el uso de una faja o venda les da seguridad al moverse, aunque no es médicamente necesaria. Si la faja o vendas te hacen sentir más protegida y segura, no te hará mal usarlas, aunque su eficacia para reducir el abdomen no está comprobada. Lo cierto es que tu abdomen se irá recuperando paulatinamente con o sin faja. Los músculos abdominales y la piel volverán poco a poco a su tono normal, y con la ayuda de una alimentación balanceada y ejercicio, siempre y cuando el doctor te lo permita, irás recuperando tu forma.

Ungüentos para adelgazar después del parto
Algunas mujeres utilizan ciertos ungüentos que prometen desinflamar los tejidos del abdomen, quemar grasa y hacerte adelgazar rápidamente.  Hay que ser prudente con estas preparaciones de mercado, porque no se puede estar totalmente seguro de sus componentes ya que no llevan patente. Habitualmente tienen una gran cantidad de compuestos dentro de los cuales los mas comunes son los siguientes:  romero, ruda, cáscaras de nuez y plátano macho, alcohol alcanforado y éter.

¿Todas pueden usar estos ungüentos?
México en un país rico en su herbolaría sin embargo esta tipo de medicina alternativa carece de estudios de seguridad que validen sus tratamientos por lo que deberan de usarse con cautela. Se considera que, en caso de que hayas tenido una cesárea, de ninguna manera es recomendable untar residuos orgánicos que han estado reposando en alcohol y éter por meses cerca de la herida, ya que si la tocan podrían causar infecciones.

La ruda es una planta muy común en la herbolaria pero muy tóxica, por lo que debe manejarse con mucho cuidado. Está contraindicado beberla para mujeres embarazadas porque puede causar abortos y tampoco está recomendado beberla durante la lactancia. Además la ruda puede causar serias irritaciones a la piel sólo con su manipulación y al estar en contacto con ella es común sentir la piel caliente y enrojecida, lo que hace pensar que está produciendo algún tipo de efecto adelgazante, cuando en realidad quizás te está irritando la piel.

Recuerda que tu aumento de peso fue gradual durante el embarazo y tu recuperación dependerá en gran medida de tu constitución física y tu empeño.

¿Puedo viajar en avión durante el embarazo?

julio 15, 2009 por  
Archivado Bajo Tips

Durante el primer y segundo trimestre del embarazo, por lo general, no supone ningún problema viajar en avión. Sin embargo, si presentas algún tipo de complicación, como por ejemplo pérdida de sangre, diabetes, hipertensión, o has tenido antes un parto prematuro, es una buena idea consultar con el médico antes de planear un viaje en avión.

El segundo trimestre — semanas 14 a 27 — suele ser el momento ideal para viajar. La mayoría de las mujeres ya no sienten tantas náuseas en ese periodo, tienen más energía, y el riesgo de que sufran un aborto espontáneo es pequeño. Por eso es ideal aprovechar ese momento para disfrutar de tus últimas vacaciones a solas con tu pareja. Además, podrás viajar ligera de equipaje, sin andar cargando carreola, cunas portátiles y montones de pañales.

Puede ser perfectamente seguro volar durante la mayor parte del tercer trimestre (hasta las 36 semanas), pero siempre es mejor consultar con tu médico antes de hacer las reservaciones. En algunos casos, cuando el riesgo es más alto, el médico podría aconsejarte no volar durante el embarazo. Si vas a tener gemelos o un parto múltiple, si padeces diabetes o presión alta, si se observan anormalidades en la placenta o sangrado vaginal, o si presentas riesgo de parto prematuro, es mejor posponer el viaje. Incluso si tienes un embarazo sin complicaciones, es preferible evitar volar en el último mes porque en ese periodo es más probable que empiece el parto. De hecho, muchas aerolíneas prohíben abordar a mujeres que tienen 8 meses de embarazo.

Si durante el tercer trimestre tu panza ya está muy grande, aunque aún no estés muy cerca de la fecha prevista para el parto, es buena idea pedirle a tu médico que te escriba una nota indicando la fecha prevista, para evitar problemas a la hora de abordar el avión. No te olvides de calcular cuántos días te faltarán para dar a luz cuando vayas a tomar el vuelo de regreso. Cada aerolínea tiene diferentes regulaciones, de modo que lo mejor sería que te informaras de cuáles son las restricciones antes de comprar un boleto de avión.

Quizás hayas oído que la exposición a la radiación natural que se produce al volar puede aumentar las probabilidades de sufrir un aborto espontáneo o de que el bebé nazca con malformaciones. De hecho, si bien las azafatas o las mujeres que viajan con muchísima frecuencia pueden correr algo de riesgo, si sólo vuelas unas pocas veces cada año el riesgo es prácticamente nulo.

Si estás sana y no tienes problemas de obstetricia, la cabina presurizada de un avión comercial no debe suponer ningún problema para ti ni para tu bebé. Lo mejor que puedes hacer es procurar estar lo más cómoda posible durante el vuelo. Para que se noten menos las turbulencias, puedes solicitar un asiento en la zona media del avión, sobre el ala, y si prefieres más espacio para las piernas, un asiento tras una de las mamparas de separación. En cualquier caso, pide que el asiento quede junto al pasillo para poder levantarte y estirarte, y para acceder fácilmente al baño. Si permaneces quieta mucho tiempo corres mayor riesgo de sufrir coágulos de sangre. Es una buena idea caminar alrededor de la cabina al menos una vez cada hora. También puedes estirar y flexionar las piernas y los pies, mientras estás sentada, cada 30 minutos. Hay pantimedias especiales para el embarazo, que ayudan a mantener el flujo sanguíneo y reducen el riesgo de coágulos y pies hinchados. Mientras estés sentada, mantén siempre el cinturón de seguridad abrochado bajo el abdomen y colocado sobre las caderas. Tomar muchos fluidos, especialmente agua, puede ayudarte a contrarrestar los efectos deshidratantes del aire seco de la cabina. La cafeína actúa como diurético, por lo que es mejor evitar el café, el té y las bebidas refrescantes con cafeína antes y durante el vuelo. Y atención a las comidas y bebidas que producen gases, ya que éstos se expanden con la altitud. Si ingieres alimentos como frijoles o col antes del vuelo, el viaje puede resultar muy incómodo.

El Ejercicio durante el Embarazo mejora el Desarrollo de tu Bebe!!

julio 13, 2009 por  
Archivado Bajo Tips

El ejercicio tiene muchos beneficios para los adultos, adolescentes y jóvenes, pero es menos claro el beneficio que puede tener en el crecimiento fetal durante la gestación.

Ahora que los científicos han determinado en general que el ejercicio durante el embarazo no supone un riesgo significativo para el feto, se están realizando estudios para examinar a la madre, el feto y la conexión con la salud de mismo.

Un estudio realizado en la universidad de Kansas tuvo por objetivo principal poner a prueba la teoría de que la maternidad y el ejercicio cardiovascular imparte un beneficio directo sobre el feto.

El objetivo secundario fue determinar si los fetos expuestos al ejercicio han aumentado los movimientos respiratorios en comparación con la falta de ejercicio, así en el desarrollo fetal, los movimientos respiratorios son un marcador de bienestar y reflejan el desarrollo funcional del sistema respiratorio y sistema nervioso central de control.

Los investigadores examinaron los resultados de las mujeres embarazadas entre 20 y 35 años de edad, clasificadas en función de los ejercicios que realizaban, en aeróbicos de intensidad moderada al menos 30 minutos tres veces por semana (de moderado a vigoroso caminar, correr y andar en bicicleta estacionaria). Las madres de control no participar de una rutina de ejercicios, todas ellas con 24-36 semanas de edad gestacional.

Conclusión
Según los Dres. De mayo y Gustafson, «los hallazgos sugieren un beneficio potencial del ejercicio materno sobre el desarrollo fetal, debido a la relación entre los movimientos de respiración fetal y el desarrollo de sistema nervioso autónomo».

¿Mi trabajo puede poner en Riesgo a mi Bebe?

julio 10, 2009 por  
Archivado Bajo Enfermedades durante el embarazo

Hay ciertos trabajos que pueden presentar algunos riesgos para el embarazo. Es recomendable tener esto en consideración cuando estás planeando un embarazo, o cuando sabes que estás embarazada. Esto no quiere decir que tengas que dejar tu puesto de trabajo, pero sí debes tomar ciertas precauciones o puedes solicitar realizar otras tareas mientras estés embarazada.

En ciertas ocasiones es posible solicitar una incapacidad por maternidad temporal, si las actividades del trabajo pueden poner en peligro al bebé.

Trabajos que requieren especial precaución

El contacto con químicos o microorganismos peligrosos y los esfuerzos físicos son dos situaciones con las que hay que tener cuidado. Estas son algunas de las ocupaciones que pueden conllevar ciertos riesgos:

Maestras: Hay ciertas enfermedades infecciosas como la varicela, rubeola, roseola, etc, que son bastante comunes entre los niños pequeños que van a la escuela. Si tuviste ya estas enfermedades en tu infancia no debes preocuparte, pero si nunca las has tenido, ten precaución. La rubéola es una enfermedad que resulta especialmente peligrosa para las mujeres embarazadas que nunca la han tenido, y aunque hoy en día se vacuna rutinariamente a los niños contra esta enfermedad, debes estar alerta ante casos de infección, si es que nunca la has pasado ni te han vacunado contra ella. Lávate las manos con frecuencia si trabajas con niños pequeños y no compartas alimentos con ellos.

Salones de belleza: El trabajo en estos lugares implica a veces estar en contacto con tintes o productos de manicure para uñas de acrílico u otro sintético, que pueden ser muy fuertes. Sin embargo, con las medidas adecuadas, podrás seguir trabajando sin problemas durante el embarazo. Algunas de estas medidas son: abrir las ventanas del salón para ventilarlo tanto como sea posible, o bien usar un ventilador en las mesas de manicure, mantener cubierta la basura donde se desechan los productos químicos, y usar mascarillas para protegerte del polvo creado por las uñas sintéticas.

Limpieza profesional: En general, los productos de limpieza son seguros durante el embarazo, incluyendo el cloro y el amoníaco (aunque el olor tan fuerte que tienen puede causarles náuseas a algunas mujeres). Sin embargo, existen unos productos que se conocen como «disolventes orgánicos» que no es recomendable usar durante el embarazo. Los disolventes orgánicos incluyen los productos para desengrasar, eliminar la pintura o el barniz. Si tienes que usarlos en tu trabajo, utiliza guantes y asegúrate de que el área en la que estás trabajando esté bien ventilada. Además, procura no comer ni beber cuando estés manejando estos productos. Si estás limpiando en tu casa, siempre puedes usar productos más naturales para limpiar, como el bicarbonato o el limón, o bien alguno de los productos naturales que se comercializan.

Laboratorios, fábricas e imprentas: Hay unos disolventes conocidos como éteres de glicol que se utilizan en algunas fábricas, laboratorios de fotografía e imprentas, que pueden presentar riesgos para el embarazo. En cualquier caso, si trabajas con químicos, es recomendable tomar ciertas precauciones como: usar guantes y/o mascarilla si es necesario, trabajar en un área bien ventilada y no comer ni beber mientras estés usando productos químicos. Además, si tu pareja o algún familiar que viva contigo trabaja en un lugar donde se maneje plomo, mercurio u otros productos químicos (fundiciones, reparación de radiadores de autos, fabricación de cristales emplomados, galerías de tiro, astilleros, etcétera) es recomendable que no entres en contacto con su ropa y que se bañe antes de estar contigo o con tus otros hijos.

Trabajos que requieren esfuerzos físicos: Existen evidencias de que el trabajo físico pesado puede afectar el crecimiento del bebé. Si tu trabajo requiere que levantes peso, o que hagas un esfuerzo físico considerable, pide que te cambien las tareas que realizas, y si esto no es posible, solicita una incapacidad temporal.

¿Medicamentos Seguros en el Embarazo?

julio 8, 2009 por  
Archivado Bajo Tips


Este cuadro proporciona una lista de medicamentos sin receta que se consideran de «bajo riesgo» para mujeres embarazadas, cuando se toman para enfermedades leves ocasionales. Por supuesto, nada es un 100 por ciento seguro para todas las mujeres, y por eso es una buena idea hablar con tu doctor antes de tomar cualquier tipo de medicamento durante el embarazo. No tomes más de la dosis recomendada y, si es posible, intenta evitar tomar medicamentos durante tu primer trimestre, cuando tu bebé es más vulnerable.

Problema

Puedes tomar

Acidez estomacal (agruras), gas e hinchazón, malestar de estómago

Antiácidos
(Melox,, Tums)

Tos o refriados


Guaifenesina, un expectorante
(Caltusine, Histiacil)Guaifenesina más dextrometorfano para la tos
(Robitussin)

Evita las medicinas que contengan alcohol. Evita también los descongestionantes seudoefedrina y fenilefrina, que pueden afectar el flujo sanguíneo hacia la

placenta.

Alivio del dolor, dolor de cabeza y fiebre

Acetaminofén
(Tylenol, Tylex, Tempra)

Alivio para las alergias

Clorfeniramina, un antihistamínico
(tabletas antialérgicas Chlor-Trimeton)Loratadina, un

antihistamínico
(Clarityne, Dimegan)Difenhidramina, un

antihistamínico
(Benadryl)

Estreñimiento, hemorroides y diarrea

Psyllium platago, Metamucil, Agiolax)Policarbófilo
(Mitrolan)

Metilcelulosa
(Citrucel)

Otros laxantes y ablandadores de heces
(Dulcolax, leche de magnesia)

Cremas para las

hemorroides
(Xyloproct, Ultraprocts)Loperamida, medicación contra la

diarrea
(Imodium, Kaopectate, Pepto bismol)



¿Puedo Usar Uñas de Acrílico en el embarazo?

junio 16, 2009 por  
Archivado Bajo Tips

Muchas mujeres embarazadas podrían estar preguntándose acerca de si pueden o no, usar uñas acrílicas cuando están embarazadas, ya que este procedimiento se realiza mediante la aplicación de químicos para la fijación de las uñas acrílicas a nuestras uñas.

Sin embargo, los especialistas en el tema señalan que la exposición a cualquier material potencialmente peligroso en el caso de la adhesión de las uñas acrílicas es tan pequeño que no significaría ningún daño potencial.

El único daño potencial si hablamos de uñas acrílicas sería la exposición a los solventes, por lo cual la gente se preocupa durante el embarazo. Estos solventes al ser puestos en la uña podrían incluso atravesar la piel e ingresar al torrente sanguíneo.

Sin embargo, esto sería nada más en el caso de que las personas estén expuestas constantemente y a toda hora a esos solventes y sabemos que si se hace la aplicación de uñas acrílicas la exposición es mínima.

Para las mujeres que trabajan en salones de belleza colocando uñas acrílicas a otras mujeres, este si sería una daño potencialmente peligrosos si se encuentran embarazadas, así que lo mejor sería tomarse algún tiempo libre de esta actividad o conseguir un ayudante.

Así mismo, según los expertos, los mayores problemas únicamente serían las reacciones alergicas que provoquen estos químicos a la persona que se encuentra expuesta. Por tanto si deseas aumentar tu autoestima y verte hermosa durante tu embarazo, no te preocupes, podras lucir unas hermosas uñas.

Cicatriz de la cesarea. Cuidados necesarios y recomendaciones.

junio 12, 2009 por  
Archivado Bajo Tips

Después de haber dado a luz en un parto por cesárea, lo importante es saber cuales son los cuidados necesarios de la cicatriz de la cesárea para que ningún esfuerzo que podamos realizar sea perjudicial para la salud de la madre.

La mayoría de mujeres regresa a casa después de 3 a 5 días de haberse realizado la cesárea, pero la recuperación completa puede tomar hasta 4 semanas o más en recuperarse por completo.

En contraste, las mujeres que dan un a luz por parto natural suelen ir a casa en un día o dos y regresar a sus actividades normales en una o dos semanas.

Proceso de cesárea

Antes de ir a casa, una enfermera te indicará las medidas que deberás tomar para cuidar la incisión, qué es lo que deberías esperar en tu recuperación, y cuando llamar a un doctor. En general, si haz dado a luz mediante un parto por cesárea:

  • Deberás tomarlo con calma mientras la incisión sana. Evita levantar cosas pesadas, o el ejercicio intenso o las sentadillas. Puedes pedirle a tus familiares o amigos que te ayuden con las tareas de la casa, cocinando y con las compras.
  • Vas a tener dolor en la parte abdominal baja, por lo cual es probable que necesites medicina para controlar el dolor por una o dos semanas.
  • Se puede presentar sangrado vaginal por algunas semanas. (Emplea toallas higiénicas en estos casos, pero nunca tampones.
  • Si presentas algunos síntomas de infección, como fiebre y coloración roja  o pus en la incisión acude al médico lo antes posible.
  • Lava diariamente con agua y jabon la herida y no apliques soluciones irritantes (Isodine, jabon antiseptico, agua oxigenada, etc) a menos que un médico lo indique.
  • No cubras en exceso la herida, permite que tenga una buena ventilación y viste ropa de algodon.

Como vemos, es cuestión de estar atentas con la incisión para asegurar que la cicatriz de la cesárea se cure adecuadamente.

¿Es Normal el Flujo Vaginal en el Embarazo?

mayo 15, 2009 por  
Archivado Bajo Síntomas del embarazo

¿Es normal el aumento de flujo vaginal durante el embarazo?

Es muy frecuente que durante el embarazo la mujer se preocupe por la aparición de mayores secreciones vaginales y piensen que sea una infección que pueda afectar a su bebé. A pesar de ser causa de desagrado para tu persona y a veces también para tu pareja, este flujo es normal durante el embarazo, y no debes preocuparte.
Normalmente durante todo el embarazo hay un aumento en las secreciones vaginales provocado especialmente por el aumento de las hormonas placentarias. En general se caracteriza por ser un flujo blanquecino, con poco olor, líquido, muy similar al que muchas mujeres tienen en el período premenstrual.

¿Qué puedo hacer para sobrellevar mejor esta situación?

A veces puede ser molesto por la cantidad y puede ser necesario el uso de protectores de algodón para mayor confort, especialmente durante el último trimestre de la gestación. Nunca uses tampones, ya que pueden introducir gérmenes indeseables en la vagina, que pueden ser causa de infecciones vaginales serias, con riesgos de infección intrauterina.
Es muy importante mantener la zona genital limpia y seca. Usa solamente ropa interior de algodón, evita la ropa ajustada y los jeans y ropa de gimnasia de materiales sintéticos. Evita el uso de jabones desodorantes o muy perfumados, baños de espuma y desodorantes femeninos. No realices duchas vaginales a menos que estén indicadas por tu médico.

¿Este flujo puede afectar a mi pareja de alguna manera?

A veces este flujo es causa de irritación en el pene de tu pareja, consulta con tu médico para ver si es necesario algun tratamiento especial. Generalmente es causado por mayor acidez de las secreciones vaginales y es transitorio.

¿Cómo puedo distinguir una infección?

Si aparece un flujo vaginal amarillento, verdoso o espeso con mal olor o acompañado de ardor, picazón, enrojecimiento de la zona genital, puede deberse a una infección que requiera de un tratamiento específico. Debes consultar enseguida con tu médico para un correcto diagnóstico, y te podrá indicar óvulos vaginales o cremas especiales dependiendo de la causa que lo provoque. Generalmente se soluciona rápidamente y no son de riesgo para tu bebé.

En los casos de infecciones por hongos como la Candida albicans (candidiasis), es importante tratarlas antes del parto para evitar contagiar a tu bebé durante el nacimiento.

¿Cómo puedo prevenir una infección?

Una buena forma de prevenir infecciones es un lavado escrupuloso de la zona vaginal especialmente después de evacuar el intestino. Siempre higieniza la zona de adelante hacia atrás, para evitar contaminar la vagina con gérmenes rectales.
Trata de evitar la ingesta de azúcar refinada durante el embarazo, que pueden crear un terreno propicio en la vagina para el desarrollo de hongos.
Estudios recientes indican que la ingesta diaria de 145 mililitros diarios de yogur que contenga Lactobacilus acidofilo reduce en una manera significativa el riesgo de infecciones vaginales.
Tomando mínimos recaudos puedes evitar las molestias ocasionadas por las infecciones vaginales y disfrutar sin riesgos de tu sexualidad durante todo tu embarazo.

Embarazo: ¿debo usar un cinturón de seguridad?

mayo 15, 2009 por  
Archivado Bajo Tips

¿Debo usar un cinturón de seguridad mientras estoy embarazada?
Si, usted siempre debe usar un cinturón de seguridad. Usar su cinturón de seguridad la protege a usted y a su bebé de lesión o muerte en un accidente automovilístico. Usted debe usar un cinturón de seguridad independientemente de donde se siente en el carro.

¿Cómo debo usar mi cinturón de seguridad?
El cinturón de seguridad debe ser de restricción en tres puntos. Esto significa que debe tener una correa alrededor del regazo y una alrededor del hombro. Los cinturones alrededor del regazo y del hombro impiden que usted sea expulsado del auto durante un accidente. La correa del hombro también mantiene la presión de su cuerpo alejada del bebé después de un accidente.

Asegúrese de ponerse su cinturón de seguridad correctamente. La correa del regazo debe ir por debajo de su barriga, a través de sus caderas y lo más alto posible sobre sus muslos. La correa del hombro debe ir en medio de sus senos y hacia afuera a un lado de su barriga. Las correas del cinturón de seguridad jamás deben ir directamente de lado a lado de su estómago. El cinturón de seguridad debe quedarle cómodo. Si es posible, ajuste la altura de la correa del hombro para que le quede correctamente.

¿Y con respecto a las bolsas de aire?
La mayoría de los expertos están de acuerdo en que las bolsas de aire son seguras y que pueden proteger a las mujeres embarazadas de lesiones en la cabeza. Las bolsas de aire en su automóvil no deben desactivarse cuando usted esté embarazada. Para estar segura debe mover el asiento lo más que pueda hacia atrás e inclinar el asiento para dejar espacio entre su barriga y el timón o el tablero del automóvil.

Las bolsas de aire no son un substituto para un cinturón de seguridad, por lo tanto siempre lleve puesto su cinturón de seguridad incluso si su automóvil tiene bolsas de aire.

¿Dónde debo sentarme si soy pasajera?
No se ha demostrado que el lugar donde la madre se sienta tenga algun efecto sobre la seguridad delbebé durante un accidente automovilístico. Sin embargo, si usted no es quien está manejando, debe sentarse en el asiento de atrás. Las lesiones de accidentes automovilísticos tienden a ser menos graves en las personas que están sentadas en el asiento de atrás. Pero todavía es importante usar un cinturón de seguridad.

¿Qué debo hacer si estoy envuelta en un accidente automovilístico?
Debe obtener tratamiento enseguida, incluso si usted no piensa que está lastimada. La mayoría de las lesiones en el bebé ocurren a las pocas horas después de un accidente. Su médico necesita examinarla a usted y al bebé lo más pronto posible después de un accidente automovilístico, especialmente si usted tiene más de seis meses de embarazo.

¿En qué señas de alarma debo fijarme después de un accidente automovilístico?
Llame a su médico enseguida si tiene dolor en su barriga, si le sale sangre o algún líquido de su vagina o si tiene contracciones.

¿Que Significa Que Tengo Poco Liíquido Amniótico?

mayo 7, 2009 por  
Archivado Bajo Enfermedades durante el embarazo

El termino médico para la disminución en la cantidad del liquido amniotico (líquido que recubre a tu bebe durante el embarazo) es oligohidramnio. Trataremos de resolver algunas de las dudas más comunes al respecto.

¿Qué es el oligohidramnio?

El oligohidramnio es un trastorno en el que la cantidad de líquido amniótico que circunda al feto es insuficiente. Se presenta en aproximadamente el 4 por ciento de todos los embarazos.

¿Cuáles son la causas del oligohidramnio?

Existen varias causas del oligohidramnio. Generalmente, está ocasionado por trastornos que inhiben o reducen la producción de líquido amniótico. Los factores relacionados con el oligohidramnio incluyen los siguientes:

  • Ruptura prematura de membranas (antes del trabajo de parto)
  • Retardo del crecimiento intrauterino (crecimiento fetal deficiente)
  • Embarazo fuera de término
  • Defectos congénitos, especialmente malformaciones de los riñones y del tracto urinario delfeto.
  • Síndrome transfusional gemelo-gemelo

¿Por qué el oligohidramnio es un problema?

El líquido amniótico es importante para el desarrollo de los órganos del feto, especialmente los pulmones. La cantidad insuficiente de líquido durante períodos prolongados puede ocasionar un desarrollo anormal o incompleto de los pulmones llamado hipoplasia pulmonar. La restricción del crecimiento intrauterino (crecimiento fetal pobre) también está relacionada con las cantidades reducidas de líquido amniótico. El oligohidramnio puede ser una complicación en el momento del parto, aumentando el riesgo de compresión del cordón umbilical y de aspiración de meconio espeso (primera defecación del bebé).
¿Cuáles son los síntomas del oligohidramnio?

A continuación, se enumeran los síntomas más comunes del oligohidramnio. Sin embargo, cada mujer puede experimentarlos de una forma diferente. Los síntomas pueden incluir:

  • Pérdida del líquido amniótico cuando la causa es la ruptura del saco amniótico
  • Cantidad reducida del líquido amniótico detectada por ultrasonido.

Los síntomas del oligohidramnio pueden parecerse a los de otros trastornos médicos. Consulte siempre a su médico para el diagnóstico.

¿Cómo se diagnostica el oligohidramnio?

Además del examen físico y los antecedentes médicos completos, el oligohidramnio generalmente se diagnostica con una ecografía. Pueden medirse las bolsas de líquido amniótico para calcular la cantidad total del mismo. Mediante la ecografía también se puede observar el crecimiento fetal, la estructura de los riñones y el tracto urinario y detectar la orina en la vejiga del feto. Pueden realizarse estudios de flujo por Doppler (un tipo de ecografía que se utiliza para medir el flujo sanguíneo) con el fin de estudiar las arterias de los riñones.
Tratamiento del oligohidramnio:

El tratamiento específico del oligohidramnio será determinado por su médico acorde con:

  • Su embarazo, su estado general de salud y sus antecedentes médicos
  • Qué tan avanzado está el trastorno
  • Su tolerancia a ciertos medicamentos, procedimientos o terapias
  • Las expectativas para la evolución del trastorno
  • Su opinión o preferencia

El tratamiento del oligohidramnio puede incluir:

  • Monitoreo riguroso de la cantidad de líquido amniótico y consultas de seguimiento frecuentes con su médico
  • Amnioinfusión – se vierte un líquido especial dentro del saco amniótico para reemplazar la pérdida o los bajos niveles de líquido amniótico. La amnioinfusión es aún un tratamiento experimental, pero puede sugerirse durante el embarazo con el fin de intentar prevenir la hipoplasia pulmonar (pulmones subdesarrollados) o en el momento del parto para prevenir la compresión del cordón umbilical.
  • Parto (si el oligohidramnio pone en peligro el bienestar del feto o de la madre, es posible que sea necesario un parto prematuro).

Página siguiente »